viernes, 2 de enero de 2015

Transformación de cuna a mesa - pizarra

Hace tiempo que vi esta transformación de cuna a mesa por internet (no recuerdo concretamente dónde, ya que creo que fueron varios blogs o páginas) y tenía ganas de aprovechar la cuna que compramos, porque como colechamos no le dimos el uso esperado cuando la compramos (otro trasto innecesario...¡de haberlo sabido antes! este tema me da para otro post). La cuna nos hizo función de barrera de la cama durante un tiempo y de almacén de juguetes durante otro tiempo, hasta que nos cansamos de tenerla ocupando sitio en la habitación.

Por fin nos decidimos a rescatarla del trastero y darle un buen uso. Os voy a contar como lo hicímos nosotros.

Quitamos un lateral de la cuna y la base donde se supone reposa el colchón:




Con tela de pizarra, corté según la medida de la cuna, y la pequé con una pistola de pegamento. Era lo que tenía más a mano, con cinta de doble cara creo que también hubiera quedado bien.
Sólo puse pegamento por todo el borde de la superficie.



Apoyo físico y moral:


Y muchas ganas de empezar a disfrutarla:



Colocamos la base en su sitio:



Vimos que se tambaleaba un poco así que aseguramos el resto de la estructura con un par de clavos. Habíamos pensado ponerle unas escuadras debajo de la base, pero no hizo falta.

¡Y ahora sólo queda disfrutarla! ¡Pintar, borrar y volver a pintar!




De momento así la tenemos, aunque mi idea es ponerle botecitos colgados de los barrotes o algún recipiente donde ella pueda colocar sus pinturas, tizas, papeles... Para que las tenga a su alcance y las pueda guardar cuando termine.

¿Qué os ha parecido? ¿Lo conocíais? Espero que os haya gustado y os sirva para inspiraros o para reciclar esa cuna que ya no usáis.

¡Feliz 2015!